Los Simpson

Conducir, aparcar, cocinar, almorzar y vuelta a conducir. Esta es mi rutina cinco de cada siete días (efectivamente he de trabajar por las tardes). Afortunadamente, y dependiendo un poco de la hora de salida del trabajo, puedo disfrutar durante el almuerzo de las desventuras de los Simpsons, en Antena 3. Lástima que sea ya la quinta, sexta o enésima reposición de los mismos episodios, pero aún así, siempre es agradable volver a recordar algún episodio olvidado o ver alguno que se escapó en su día.

La crítica irónica del día a día de la sociedad americana, hábilmente oculta bajo toques de humor de esta serie me encanta. Logra arrancar una sonrisa y al mismo tiempo hacerte pensar que realmente las cosas ocurren de ese modo, mínimamente exageradas en los dibujos animados.

Y es que la vida de una familia media americana, en una típica ciudad americana, donde sus miembros acuden al típico trabajo americano, asisten al típico colegio americano, integrados en la típica sociedad americana es a veces la vida de una familia media occidental, en una típica ciudad occidental, donde sus miembros acuden al típico trabajo occidental, asisten al típico colegio occidental, integrados en la típica sociedad occidental.

Por cierto, aquí, están todos o casi todos. Es cuestión de encontrarlos.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: